La mejor web sobre Málaga

Cuando Alain Delon se enamoró de Claudia Cardinale en Málaga

carmen-carrasco-refugio

pelicula-malaga

holspain raquel-welch

Iban las tropas desfilando por la calle cuando uno de los soldados se fijó en una muchacha. Se supone que estaban en el norte de África, pero entonces gira la cámara y el segundo plano ofrece una vista espléndida del Mercado de Salamanca de Málaga. El edificio de El Molinillo era testigo de los primeros compases del romance entre Alain Delon y Claudia Cardinale en ‘Mando perdido’ (1966), una de las películas rodadas en Málaga y es que las calles de la capital fueron escenario de distintas producciones con estrellas de Hollywood.

Maureen O’Hara en un tablao de la calle Marquesa de Moya en ‘Fuego sobre África’ (1954); Lee Remick en la plaza de la Constitución para ‘El precio de la muerte’ (1966); Brigitte Bardot entre el Ayuntamiento y los jardines de El Retiro en ‘El bulevar del ron’ (1971); Sofía Loren dado vida a una monja enfermera en el Hospital Civil para su papel en ‘Blanco, rojo y…’ (1972); Ornella Muti deslizándose por la plaza de Camas, el Monte Calvario y la iglesia de la Divina Pastora en ‘Una chica y un señor’ (1973).

Estos recorridos, además de relacionar a estas actrices con la ciudad, nos hablan del testimonio urbanístico a través de lugares que han desaparecido y también se asoma a otra vertiente: la de aquellas actrices que escogieron Málaga y la Costa del Sol no ya para trabajar, sino para disfrutar de su tiempo de ocio, desde Ava Gardner dorándose en las playas de Torremolinos hasta Audrey Hepburn en los tendidos de La Malagueta.

Hay quien recuerda estos rodajes porque tuvieron mucho impacto en los barrios. ‘Mando perdido’, por ejemplo, trajo a la zona de El Molinillo y la Trinidad en el año 1966 a un plantel de actores de primera línea y aquello supuso un verdadero acontecimiento.

En aquellos años -entre los años 50 y 70 del siglo pasado- la época dorada de los grandes rodajes en Málaga. Ya hasta ‘El puente de San Luis Rey’ (2004) no se vuelve a encontrar una producción de este tipo. Son mucho más esporádicas.

Casi todas esas actrices daban vida a mujeres intrépidas, independientes, rompedoras en un país que seguía muy atrasado en esos aspectos. Al fin y al cabo, la Barbot rodó aquí una película que fue prohibida en España.

 

Fuente: Diario Sur

ARTÍCULOS RELACIONADOS

FacebookTwitterGoogle+LinkedInPinterestWhatsAppTumblrBlogger PostEmailEvernoteTelegramTuentiCompartir

Comentarios



Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *